Blackmagic Cloud y Blackmagic Cloud Store Minifacilitan colaboración entre equipos de C&I Studios

Fremont, California (EE. UU.) – Blackmagic Design anunció hoy que la posproducción del cortometraje «From DC, I Love You» se llevó a cabo en DaVinci Resolve Studio, el programa de edición, etalonaje, efectos visuales y mezcla de audio desarrollado por la empresa. A su vez, la plataforma Blackmagic Cloud y el dispositivo de almacenamiento en red Blackmagic Cloud Store Mini facilitaron la colaboración entre los equipos de C&I Studios ubicados en la Costa Este y la Costa Oeste de Estados Unidos.

Producida por C&I Films, una subsidiaria de C&I Studios, la serie antológica de películas «To the Cities that I Love» trata sobre las relaciones y la manera en que acaban. La edición, el etalonaje y la mezcla de sonido de la última entrega, titulada «From DC, I Love You», se llevaron a cabo en Los Ángeles, mientras que el material audiovisual se gestionó en Nueva York. C&I Studios confió en la plataforma Blackmagic Cloud para alojar la biblioteca del proyecto en el Servidor de Proyectos de DaVinci Resolve, lo cual permitió que cada equipo trabajara simultáneamente en la misma línea de tiempo.

«Con DaVinci Resolve Studio 18, todos pudimos colaborar en la misma línea de tiempo mediante la plataforma Blackmagic Cloud», afirmó Joshua Miller, fundador y director ejecutivo de C&I Studios. «Gracias a Blackmagic Cloud, no tuvimos que estar mandando y recibiendo archivos de proyecto de DaVinci Resolve. Todo el material grabado se subía al servidor y luego se sincronizaba mediante dispositivos Blackmagic Cloud Store Mini instalados en cada estudio, a fin de que cualquier persona pudiera trabajar en el proyecto simultáneamente con otras. Fue algo maravilloso».

«Recién terminamos varios proyectos en los cuales tuve que generar copias de menor resolución de los archivos originales, que eran enormes. Con la velocidad del programa Blackmagic Proxy Generator y la capacidad de procesar el material en formato RAW, trabajamos sin inconveniente alguno», agregó.

Al instalar una unidad Blackmagic Cloud Store Mini en Los Ángeles y otra en Nueva York para cada equipo, fue posible sincronizar y compartir el material audiovisual durante la posproducción.

«Esto resultó ser importantísimo para nosotros. Nuestra red ya era capaz de alcanzar una velocidad de 10 Gb/s, de modo que, al tener la capacidad de transferir el material directamente del servidor a las unidades Cloud Store Mini, logramos desarrollar un proceso ideal para nuestra dinámica de trabajo. Guardábamos nuestro informe de producción diario en la nube y podíamos colaborar simultáneamente en el proyecto. Alguien se encargaba del color mientras otra persona editaba, por lo cual la posproducción se llevó a cabo de manera más ágil y eficiente», explicó Miller.

Asimismo, señaló que, antes de que Blackmagic Cloud existiera, constantemente debía estar enviando el informe al siguiente miembro del equipo encargado de continuar el trabajo. «Era difícil, porque tenías que asegurarte de estar trabajando en la última versión que te habían enviado. Con Blackmagic Cloud, ya no es necesario hacer las cosas por partes o preocuparse de verificar que la versión sea la correcta. Esta plataforma cambió completamente nuestra dinámica de trabajo», afirmó.

Al finalizar, Miller expresó: «Puedes colaborar en un proyecto simultáneamente con tu equipo desde cualquier lugar del mundo, mientras que antes era necesario que el material estuviera en la red, en un mismo edificio, o bien enviarlo por correo electrónico. Ahora, varias personas pueden trabajar en el mismo proyecto desde cualquier sitio. Como empresa internacional, eso es fundamental para nuestro éxito».

«Lo que más me gusta de Blackmagic es que siempre están innovando y pensando en lo que vendrá. C&I Studios se encuentra en constante evolución, y es extraordinario sentirnos respaldados por otra empresa que mira al futuro y se esfuerza por brindar productos de la mejor calidad».